viernes, 17 de marzo de 2017

Se sacó una selfie en la cama y apareció un fantasma


Un cordobés estaba recostado y se fotografió. Cuando vio la imagen, notó la terrorífica presencia. Tras subirla a las redes sociales, algunos lo acusaron de haberla retocado de manera digital. Sin embargo, el joven aseguró: "No sé usar ningún foto shop (sic)".
Un cordobés envío a un diario de esa provincia una foto en la que se lo ve acostado en la cama y, de fondo, se ve la practicuna de su hijo. Sin embargo, al ver la foto que iba enviar a su mujer, se horrorizó.
Ella descubrió en la foto que, dentro de la practicuna, yacía un fantasma o una presencia extraña que ninguno de los dos jamás había notado previamente. "A la foto al saque porque estaba yo solo con mi hijo y se la estaba por mandar a mi señora porque se fue al centro a hacer unos trámites. Le iba a mandar la foto y cuando la veo bien, noto la cara de alguien. Es creer o reventar”, aseguró Carlos Soria, el inesperado descubridor del fenómeno.
“A mí no me produce miedo pero la gente a la que le he mostrado la foto me dice que tire agua bendita. Hay uno solo que me dijo que puede llegar a ser mentira. Yo también pienso que debe ser mentira pero yo no hice ningún fotoshop ni se usarlo, no me gusta jugar con estas cosas”, aseguró.