lunes, 12 de octubre de 2015

Extraterrestres en Salta, encuentran una comunidad “pleyadiana”


Dicen ser la representación en la tierra de los extraterrestres y que llegan a nuestro mundo cuando “finaliza un ciclo evolutivo”. “Venimos a abrirle los ojos”, afirman. Entre Cachi y La Poma, y a decenas de kilómetros de la civilización, un peculiar grupo de personas instalaron una base “pleyadiana” y dicen ser la personificación humana de seres extraterrestres. Entre mensajes de paz y llamados a retomar la sencillez primitiva, aseguran que llegaron a Salta para anunciar la “finalización de un ciclo evolutivo”. El campamento está oculto entre montañas, árboles, arroyos, impenetrables senderos y precarias tranqueras, pero cuando un “homo sapien”, como ellos denominan a los seres humanos, llega hasta la tranquera y después de golpear una campana que sirve de llamado, es recibido con un claro e inquietante mensaje: “te estábamos esperando, nuestros hermanos de luz nos a visaron que venías”. En el país hay poco más de 30 comunidades “pleyadianas”, pero en Salta son solamente dos: una en Cafayate y ésta que fue recientemente descubierta en la puna. La comunidad goza de largas extensiones de tierra, pero no realizan explotación comercial alguna. Los terrenos están dispuestos sólo para caminar, rezar y contactar extraterrestres. Tienen estrellas y círculos que, según relatan, son espacios sagrados a los que se debe ingresar descalzado. “Aquí se reza y se habla con ellos”, dicen señalando al cielo. ¿Por qué siempre se instalan en zonas montañosas? Por la proximidad con el cielo. Viven en carpas, al aire libre, porque así están en permanente contacto con el cosmos. “Dialogamos permanentemente con ellos, están siempre pero hay que saber diferencias entre los satélites humanos y los seres de luz”, remarcan. “El fin está cerca”, revelan y anuncian que por ese motivo llegaron a Salta. “El fin de un ciclo está llegando pero no se nos permite precisar cuándo ni cómo”, inquietan los integrantes de la comunidad “pleyadiana”.