miércoles, 9 de septiembre de 2015

NASA teme que la subida del mar acabe con sus instalaciones


Costosas instalaciones de la NASA están seriamente amenazadas por la subida del nivel del mar, causada por el calentamiento global, hasta el punto de comprometer su porvenir.
"La NASA está en la costa, porque ese es el lugar adecuado para los lanzamientos espaciales", dijo Kim Toufectis, un planificador de las instalaciones de la Oficina de Infraestructura Estratégica de la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio de EE.UU. (NASA, por sus siglas en inglés).Cada centro de la NASA tiene su propio conjunto de vulnerabilidades, y algunos están en más en riesgo que los demás", dijo la climatólogo de la NASA Cynthia Rosenzweig.
El Gobierno de Estados Unidos hace mucho tiempo tomó la decisión de volar la mayoría de sus cohetes y aviones experimentales de la costa debido a que ocurren fallos, y son menos peligrosos para la población cuando se producen sobre el agua que sobre la tierra. Pero el lanzamiento desde la costa requiere de pruebas, almacenamiento y dispositivos de montaje de naves espaciales también al nivel del mar.
Entre la mitad y dos tercios de la infraestructura de la NASA se encuentran a pocos metros de altura sobre el mar, según informa la agencia en su web Earth Observatory. Valorados en, al menos, 32.000 millones de dólares, laboratorios, plataformas de lanzamiento, aeródromos, instalaciones de ensayo, centros de datos, y otras infraestructuras ocupan 850 kilómetros cuadrados y 60.000 empleados de la NASA, están en trance de ser afectados directamente por la subida del nivel del mar.
Las plataformas de lanzamiento y los edificios del Centro Espacial Kennedy o el de Wallops están a pocos metros del océano Atlántico. En el Pacífico, el Centro de Investigación Ames está ubicado en el extremo sur de la Bahía de San Francisco (EE.UU.). Y en el Golfo de México, el Centro Espacial Johnson se asienta en la entrada la Bahía de Galveston. Todos estos centros están entre 2 y 12 metros sobre el nivel del mar.
De acuerdo con los modelos climáticos globales, se espera que los niveles del mar suban 13 centímetros para la mayoría de los centros de la NASA hacia 2050. Esos números se elevan significativamente si las capas de hielo continúan derritiéndose rápidamente.
"Cada centro de la NASA tiene su propio conjunto de vulnerabilidades, y algunos están en más en riesgo que los demás", dijo la climatóloga de la NASA Cynthia Rosenzweig, quien dirigió el informe. "Pero el aumento del nivel del mar es un verdadero reto para todos los centros a lo largo de la costa", concluyó.